Ocupaos en vuestra salvación con temor y temblor

Filipenses 2:12

Por tanto, amados míos, como siempre habéis obedecido,
no como en mi presencia solamente, sino mucho más ahora en mi ausencia, ocupaos en vuestra salvación con temor y temblor.

Muchos citan este texto cambiando la palabra *Ocupar* por *Cuidar* y arguyen que “debemos cuidar nuestra salvación con temor y temblor”

Pero hacer esto (cambiar una palabra por otra) es un error grave que va en contra de Dios mismo, pues el prohíbe en su palabra hacer esto "añadir o quitar". Por otra parte el hacer esto solo evidencia la poca capacidad del intérprete y el poco respeto a la palabra de Dios. 

Verdaderamente cualquiera que sepa leer, y tenga respeto y un poco de sentido común, podría interpretar correctamente esta porción de la escritura. Pero a causa del mal uso de este texto, hago este breve comentario...

Vayamos al significado de la palabra...

*Ocupaos* del griego  *Katergázomai* que significa  Trabajar completamente, obrar, ocupar, producir, hacer, hecho, cometer.

Significado según la Real Academia
*Dar que hacer o en qué trabajar, especialmente en un oficio o arte.
*Poner la consideración en un asunto o negocio.
*Asumir la responsabilidad de un asunto, encargarse de él.

Entonces, si aplicamos el significado de la palabra *ocupaos* (con su significado real) al texto en cuestión… 

podemos entenderlo así:

"Hermanos míos, como se que son obedientes, no solo cuando estoy con ustedes sino tambien cuando no estoy, asuman la responsabilidad que tienen como hijos de Dios, y vivan trabajando, ocupándose de las cosas del Señor; vivan de acuerdo a esta nueva vida regenerada muestren que en verdad son salvos produciendo buenas obras." 

Nota importante: El vivir esta vida, entregados, ocupándonos con temor y temblor de nuestra salvación es nuestro deber como cristianos, pero lo lograremos solo porque Dios es el que en nosotros produce así el querer como el hacer, por su buena voluntad (Flp 2:13). En pocas palabras, por que él nos capacita, nos da la facultad para hacer buenas obras. 

Esto quiere decir que si nos ocupamos y hacemos algo bueno, es porque Dios lo puso en nosotros. Todo el merito y la Gloria es de Él.

Bendiciones. Su Hno. Serafín Romero



Nota escrita el 11 de Julio del 2013



No hay comentarios:

Publicar un comentario